Connect with us

Opinión

¿Votar o no votar?

Published

on

¿Votar o no votar?

Por: Elsa Pierre Sánchez. – Me pregunto cuál va a ser la estrategia a utilizar por el bloque opositor para motivar a los jóvenes votantes y a los más adultos a dejar el chinchorro, como decía nuestro querido presidente Rómulo Betancourt y encaminar sus pasos a los centros de votación a ejercer su derecho al voto.

Después de tanta inercia, debido a la desconfianza que se tiene del Consejo Nacional Electoral, no es fácil que masivamente se mueva la población electoral a seleccionar los candidatos idóneos que conducirán los destinos y administrarán los dineros públicos desde las gobernaciones y las alcaldías en Venezuela.

La tarea es importantísima. Los candidatos y candidatas deberán ser personas conocedoras de los problemas de cada comunidad donde se postulen y estar dispuestos a resolverlos y si no lo hacen, que Dios y la Patria se lo demanden.

Es cierto que si no hay por parte del Ejecutivo Nacional garantías de que serán unas elecciones libres y confiables, donde todos los candidatos tengan la oportunidad de ser electos por igual y que los electores estén convencidos de que su voto no será escamoteado y contarán con el respaldo de las autoridades competentes, no tendríamos acceso a la contraseña que nos permita ir sin temor a cumplir con ese sagrado deber que tenemos para con nuestro país.

Uno de los inconvenientes en que se han visto envueltas las elecciones anteriores es el ventajismo por parte del gobierno, que valiéndose de todos sus recursos moviliza a su antojo a sus electores y no respetan los horarios de cierre de las mesas electorales. Pareciera una tontería, pero no lo es. La maquinaria del partido, dígase gobierno, no debe ser utilizada para que sus candidatos ganen las elecciones porque eso es burlar la fe del pueblo. Otra de las prácticas que acostumbra llevar a cabo el CNE es cambiar a última hora a los votantes de una mesa a otra equidistante y a la cual no le es fácil llegar, lo que les impide ir a depositar su voto. ¡Esto lo hace en los sitios donde sabe que mayoritariamente es una zona opositora!

Ante este escenario y a sabiendas de que el gobierno pone recursos humanos y económicos al servicio de su partido, el ciudadano de a pie podría sentir que contra ese poder no se puede luchar y dejándose arrastrar por la vorágine electoral del gobierno podría inclinar la balanza a su favor, poniéndose de espaldas a sus propios intereses y del pueblo en general que luego de pasar las elecciones se da cuenta que ha quedado cada vez en peores condiciones.

En lo personal, afortunadamente, a mí se me cayó la venda de los ojos, porque debo confesar que llegué a creer en la buena fe de Hugo Chávez.

Ahora, ¿Qué les puedo decir a mis nietos y a las nuevas generaciones? Intentaré convencerles de que debemos poner nuestro granito de arena para salir del régimen que detenta el poder desde hace 21 años. Quedarnos esperando a ver qué sucede, sin ir a depositar su voto en las urnas, podría dejar una laguna en su conciencia que los acompañará toda la vida.

¡Sigamos al líder! ¡Si, porque tenemos un líder! Creo que es una opción valedera y de ese líder depende la última palabra.

Desde el 25 de enero del 2019, fecha en que el Ingeniero Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional, sorpresivamente se presentó en Las Mercedes se erigió en presidente interino, allí señaló una hoja de ruta y paso a paso ha ido avanzando y ganando espacio. Hay que estar pendientes de las pautas que él nos vaya dando, de acuerdo a las negociaciones y acuerdos a que lleguen en México.

Juan Guaidó es la persona que logró colocarnos en esta encrucijada con posibilidad de que tomando el camino correcto podamos salir airosos, porque como en el Dominó, le tiene ahorcada la cochina al gobierno. Hay que seguir al líder. No vayamos a permitir que se pierda el juego, trancándolo o haciendo una mala jugada cuando el juego está prácticamente ganado. No somos sólo espectadores. Somos actores principales de este importante juego político.

Nos queda poco tiempo y no podemos hacer nada, sino estar a la espectativa de lo que suceda en el acontecer nacional. Teniendo la certeza de que ya están dadas las condiciones para ir a un proceso electoral, la decisión debe ser, sin lugar a dudas, ir a contarnos en las urnas electorales. Este ejercicio nos dará una gran satisfacción y nos hará sentir orgullosos de ser venezolanos.

Gente de Hoy presenta contenidos en política, economía, opinión, farándula, turismo, entretenimiento, hoteles, educación, mundo gastronómico, deportes y temas de investigación de relevancia en Estados Unidos, América Latina y el mundo.

Continue Reading
Advertisement